Razones por las que el mundo no se acabará en el 2012 (Parte 1)

El 2012 ha traído consigo una serie de especulaciones sobre el fin del mundo, quizás por una mala interpretación del calendario maya, por la película de Hollywood 2012, o porque cada cierto tiempo nacen una serie de predicciones apocalípticas. Por tal motivo, Discovery nos ha regalado un artículo sobre las principales razones por las que el fin del mundo no se realizará en el 2012.

Se habla que los cambios en el campo magnético del Sol, darán lugar a las erupciones de gran alcance. No hay nada nuevo con ello. El sol tiene un ciclo de manchas solares de 11 años, que se acciona mediante un campo magnético. La mayor erupción solar registrada hasta la fecha, se realizó en el 2003 y arrojó varios miles de millones de toneladas de plasma hacia la Tierra. ¿Qué sucedió? Nada.

Otra teoría es que el campo magnético de la Tierra va a retroceder. La última inversión del campo magnético de la Tierra sucedió hace 800.000 años atrás. Los hombres de las cavernas sobrevivieron a ello, ¿Por qué nosotros no? La evidencia geológica muestra que el campo magnético de la Tierra se ha invertido miles de veces más durante la historia. Además no existen ninguna prueba definitiva acerca de una inversión de campo magnético que haya causado extinción en masa.

También se habla que el eje de la rotación de la Tierra se inclinará. A diferencia de Marte, la inclinación de la Tierra se mantiene estable por la influencia gravitacional de la luna. Un objeto del tamaño de Marte tendría que chocar contra la Tierra para transferir el impulso suficiente para hacer que salga fuera de su orden. Sin embargo, los protoplanetas que podría ocasionar este suceso fueron expulsados hacia el espacio interestelar hace más de 4 mil millones de años.

Fuente: Discovery

Foto: Noticias del Cosmos


Escribe un comentario