¿Qué son los primeros auxilios?

Primeros auxilios

Los primeros auxilios son tratamientos de emergencia que se le dan a una persona a la espera de la llegada de los servicios médicos. Se trata de medidas enfocadas a garantizar la supervivencia de alguien que ha sufrido una lesión o una enfermedad repentina.

Algo fundamental en los primeros auxilios es evitar mover a la persona de manera innecesaria, pues puede tener lesiones internas susceptibles de agravarse con los cambios de postura y los traslados cuando estos no son realizados por profesionales de la medicina.

Por la misma razón, hay que intentar impedir a toda costa que la excitación se apodere de la persona enferma. No se le deben comunicar malas noticias a no ser que sea estrictamente necesario, y en ese caso se hará con suma delicadeza y acompañándolas de palabras tranquilizadoras. Para transmitir calma, hay que estar tranquilos, y desde ese punto de vista, es vital que el auxiliador no se deje llevar por las emociones que pueden causar la abundancia de sangre y otras imágenes chocantes que se producen en escenarios de accidentes.

Los primeros auxilios son necesarios en casos de cese de la respiración (asfixia), hemorragia grave, envenenamiento, quemaduras, conmociones, desmayos, accidentes cerebrovasculares y ataques cardíacos. Cada una de estas situaciones requiere de unos materiales y conocimientos determinados.

Por ejemplo, en el caso de una hemorragia grave, hay que encontrar vendas o un trozo de tela limpio que colocar sobre la herida para taponarla, aunque también es necesario saber cómo se realiza un vendaje de garantías. Esos pequeños detalles de los primeros auxilios son los que contribuyen a que la recuperación del paciente sea mejor y más rápida una vez en manos de los médicos.


Escribe un comentario