¿Qué es una nebulosa?

Nebulosa Cabeza de Caballo

Nebulosa Cabeza de Caballo

¿Te has preguntado alguna vez dónde nacen las estrellas? Bueno, pues ahora estás a punto de averiguarlo. Estas bolas de gas caliente inician su vida en un lugar al que los astrónomos llaman nebulosa, que son, básicamente, las guarderías del Universo.

Las nebulosas son gigantescas nubes de polvo y gas (los dos gases principales son hidrógeno y helio). Si has visto fotografías de estas regiones, seguro que una de las cosas que más te ha llamado la atención es su hermoso aspecto, muy similar al de una nube de algodón multicolor, claro que infinitamente más grandes. Pueden llegar a medir varios años luz de ancho.

Sin embargo, no todas las nebulosas son iguales. Las hay de distintos tamaños y formas, algunas incluso recuerdan a animales terrestres, como la Nebulosa Cabeza de Caballo (situada a unos 1.500 años luz de la Tierra) y la Nebulosa del Cangrejo (situada a más de 6.500 años de nosotros).

¿Cómo se forman?

Una nebulosa se forma a partir del enorme colapso de gas que se produce en lo que los profesionales de la astronomía llaman el medio interestelar (el gas, el polvo y los rayos cósmicos que se encuentran entre los planetas y las estrellas en las galaxias). Grandes estrellas nacen en el centro a medida que el material cae sobre sí mismo por su propio peso. Cuando esto sucede, la radiación ultravioleta se dispara como un rayo láser y la nebulosa se ilumina como si de un árbol de Navidad se tratara.


Escribe un comentario