Los colores, la luz y la óptica

¿Qué es un color primario? Este viene a ser un color que nace sin tener que mezclarse con otros colores. Estos colores primarios pueden ser mezclados entre sí con la finalidad de producir otra gama de colores a los que se les llamaría colores secundarios y al mezclar un primario con un secundario tenemos finalmente un color terciario.

Mencionemos pues a los colores considerados primarios dentro del mundo del arte. Los colores básicos son pues el azul, el rojo y el amarillo. Esto nos enseñaron en la escuela ¿Cierto? Pero te tenemos una noticia, algunos dicen que estamos en lo incorrecto, que existen otros colores de pigmentación que serían el magenta, el amarillo cadmio, y el cian.

Pero ahora vayamos a la respuesta fisiológica del ojo humano, para nuestro glóbulo ocular, los colores primarios son predeterminados en base a la luz. Según nos dicen los expertos, el ojo del hombre es tricrómata debido a que contiene tres receptores (conos) que reaccionan únicamente ante las frecuencias de luz de los colores azul, verde y rojo. ¿Pero por qué podemos ver otras tonalidades? Muy fácil, estos conos no son tan limitados como parece, por ejemplo, el cono que se encarga de almacenar frecuencias en tonalidad roja también se encarga de percibir otros colores como el anaranjado y el amarillo, pero en un nivel secundario.

Este complejo procedimiento también engaña a nuestro cerebro ya que si nuestros ojos reciben frecuencias de luz roja y verde, estos lo identificarán siempre como amarillo por más que no estén mezclados. Eso explicaría simplemente cómo funciona el campo de los colores primarios con relación a la luz y óptica.


Escribe un comentario