Las siete reglas para comprender a los hablantes nativos de inglés (parte II)

Bandera de Reino Unido

En la segunda y última parte de nuestro artículo dedicado a ayudaros a comprender mejor a los hablantes nativos de inglés, veremos cuatro reglas más, de nuevo basadas en esos aspectos donde os conviene afinar bien el oído.

Reconocer las palabras átonas: Dentro de una frase puede ser difícil reconocer estas palabras porque, al contrario que el resto, se les aplica una menor sonoridad. Las palabras átonas (unestressed words) siempre son verbos auxiliares, determinantes, conjunciones y preposiciones.

Centrarse en las palabras tónicas: Aunque para entender el inglés hablado, es necesario reconocer las palabras átonas, las que nos desvelarán todo el significado de la frase son las tónicas (stressed words): sustantivos, verbos, adjetivos y adverbios.

Entender cuando se habla rápido: En las escuelas de idiomas, el profesor normalmente nos habla a una velocidad por debajo de la real para que entendamos todo sin problema, pero si queremos no perdernos ni un solo detalle de lo que dicen los hablantes nativos de inglés en la calle, deberemos desarrollar la capacidad de entender cuando se habla rápido.

Ignorar los sonidos ajenos: Como dijimos en la primera parte, saber qué dicen los angloparlantes requiere de una concentración de hierro, especialmente si nos encontramos en un lugar ruidoso, como un parque o cualquier otro tipo de lugar público. En estos espacios es más importante que nunca ignorar los ruidos ajenos a la conversación y concentrarnos únicamente en las palabras que salen de la boca de nuestro interlocutor.


Escribe un comentario