La importancia del cinturón de seguridad

Cinturon seguridad

El uso del cinturón de seguridad en un vehículo evita un gran número de muertos provocados por accidente de carretera, según las investigaciones y los estudios realizados hasta el día de hoy. Se ha demostrado que el cinturón era el dispositivo de seguridad más eficaz para reducir las consecuencias de cualquier accidente de circulación.

El cinturón de seguridad tiene por función principal mantener al pasajero en su sitio, minimizar los daños en caso de colisión, evitar que la persona sea lanzada fuera, que se golpee contra ciertos elementos rígidos del habitáculo, y que se desplace en el interior del vehículo.

No se debe olvidar que el cinturón de seguridad es un seguro de vida y que siempre se debe llevar puesto al tiempo que se conduce con prudencia.

Poco importa que se trate de un trayecto corto o largo, urbano o en autopista. Siempre es obligatorio llevar el cinturón de seguridad, puesto que la mayoría de los accidentes de carretera son imprevisibles y nunca se puede saber si nos veremos en una situación parecida.

También conviene tener en cuenta que el uso del cinturón de seguridad es tan importante en los asientos delanteros como en los asientos traseros. Llevar el cinturón de seguridad en la parte de atrás reduce el riesgo de accidente fatal para el conductor y el copiloto en un choque. Se ha demostrado que un pasajero de 50 kilos que viaja en la parte de atrás de un vehículo que circula a 50 km a la hora puede producir una fuerza superior a 2,5 toneladas sobre el asiento delantero con su desplazamiento.

Para comprender la importancia del cinturón de seguridad, es necesario saber lo que se produce en el interior del coche en caso de accidente. Lo primero es la colisión propiamente dicha, lo segundo es el golpe de los ocupantes con el coche, que pueden salir lanzados fuera del vehículo. Cuando se produce una colisión, el coche se detiene bruscamente, pero los pasajeros continúan viajando a la misma velocidad, y el impacto puede ser mortal.

Antes de arrancar el vehículo, es fundamental detenerse algunos segundos para colocarse correctamente el cinturón de seguridad. La parte de abajo debe pasar por encima de los muslos y no muy alta al nivel del abdomen. También es importante ajustar la altura del punto de anclaje superior del cinturón, para que no esté ni demasiado alta ni demasiado baja.

El uso del cinturón de seguridad es indispensable para proteger la vida del conductor, así como la de los ocupantes del vehículo, ningún otro dispositivo lo puede reemplazar.


Escribe un comentario