La evolución de los cinco primeros meses de embarazo

embarazo

Al primer mes de embarazo, el bebé es todavía sólo un embrión de 4 milímetros pero ya posee un corazón que late. Tan pronto como se perciben los primeros signos de embarazo, se debe consultar a un médico, un ginecólogo o una comadrona para hacer un balance de salud general y ginecológica.

Al segundo mes, el bebé comienza a desarrollar sus miembros y sus órganos. Su cabeza se vuelve más gruesa que el resto de los miembros del cuerpo. Por otra parte, surgen los pequeños dolores del embarazo y la cintura se ensancha.

Es en el tercer mes de embarazo se puede hacer la primera ecografía, y ver al bebé y oír su corazón latiendo. El bebé es en lo sucesivo un feto provisto de sus miembros y de sus órganos. Para la nueva mamá, el vientre comienza a agrandarse. El primer examen prenatal debe hacerse lo más tarde al tercer mes de embarazo.

Al cuarto mes de embarazo, se nota al bebé que se mueve. Será entonces cuando se puede intentar acariciar el vientre, lo que le hará mucho bien al bebé cuyos sentidos comienzan a desarrollarse. También es el momento de hacer la segunda visita prenatal. El médico vigilará el ritmo cardíaco del feto y examinará su tensión arterial así como el estado del cuello del útero.

Al quinto mes de embarazo, el bebé establece el contacto con su madre dándole patadas y reaccionando al sonido de su voz. En este estadio, hay que hacer la segunda ecografía. El ginecólogo verificará el buen crecimiento del bebé con el fin de detectar a tiempo las malformaciones. Es también la ocasión de identificar el sexo de su bebé.


Escribe un comentario