La Escritura a lo largo de la historia

La escritura es el sistema de comunicación humana por medio de signos fonéticos convencionales y visibles. El origen de la escritura nace por la necesidad de comunicación a distancia y por la necesidad de registro de memoria y contabilidad en las civilizaciones.

Existen varias etapas de las escritura. En un inicio podemos hablar de la escritura pictográfica, un recurso representativo-descriptivo. Los dibujos representan a los objetos. Un claro ejemplo de ellos son las pinturas rupestres.

También encontramos a la escritura ideográfica, la cual es una asociación de símbolos pictográficos con objetos e ideas.

En la fonética, los signos representados sonidos de la lengua (palabras, sílabas, consonantes y vocales). La fonética logográfica es aquella en donde los símbolos representan palabras.
En la fonética logosilabica se representan palabras y sílabas. Aquí podríamos poner como ejemplo a la escritura sumeria, a la escritura egipcia, a la escritura hiita o a la escritura china.

La fonética silábica son signos que representan silabarios. Aquí podemos mencionar a las escrituras elamitas, semíticas, chipriotas, y japonesas.

La fonética alfabética es aquella en donde los signos representan letras, agrupadas en alfabetos. Ejemplos claros son la escritura griega y la latina.

La escritura a lo largo de su historia ha tenido una serie de soportes como la piedra, la madera, la arcilla, el papiro, el pergamino, el papel y hoy en día la pantalla del ordenador.

En cuanto a los instrumentos de escritura en su evolución encontramos a los punzones, a los pinceles, a las plumas, a los lapiceros y a los teclados de ordenadores.

Foto: Entre Las Cumbres


Escribe un comentario