La autoridad de la Iglesia en la Edad Media

Los Pilares de la Tierra

Los reyes escuchaban el consejo de los líderes religiosos

Una de las cosas que más marcaron la Edad Media fue la autoridad de la Iglesia Católica. Durante esa época, la Iglesia Católica se transformó en una institución poderosa, rica e influyente. El Papa de Roma representaba la máxima autoridad sobre todos los cristianos de Europa Occidental.

El Papa de Roma a menudo se involucraba en asuntos políticos, llegando incluso a ungir reyes y gobernantes de varias naciones de Europa. Algunos Papas romanos llegaron a ser más poderosos que los monarcas locales.

Los líderes de la Iglesia Católica, que eran casi siempre nobles, poseían tierras y riquezas otorgadas por el rey. El resto de nobles les pagaban tributos con la esperanza de obtener la gracia de Dios. A los campesinos, por su parte, les correspondía pagarles con su trabajo.

El feudalismo fue una forma de gobierno que ayudó a que los líderes de la Iglesia Católica se convirtieran en las personas más ricas y poderosas de la Edad Media, aunque eso les causó preocupaciones relacionadas con sus haciendas que les restaron tiempo para cumplir con sus responsabilidades religiosas.


Escribe un comentario