Kurt Cobain sigue vivo 18 años después de su muerte

Kurt Cobain con jersey a rayas

Kurt Cobain en un reportaje fotográfico

Este mes se cumplen 18 años de la muerte del líder de Nirvana e icono generacional, Kurt Cobain. Su cuerpo fue hallado el 5 de abril de 1994 en su casa de Seattle con un disparo en la cabeza. Junto a él se encontró una carta de despedida que Cobain escribió a su pareja, la también cantante Courtney Love, antes de suicidarse.

Las líneas que escribió antes de quitarse la vida mostraban hasta qué punto estaba sufriendo su torturada alma. En la carta revelaba que la pasión por su trabajo había desaparecido por completo y que ya ni siquiera se emocionaba al crear o escuchar música. Concluía con las siguientes palabras: “Es mejor quemarse que apagarse lentamente. Paz, amor y comprensión”.

El mundo de la música quedó conmocionado con la muerte del carismático músico. Pero fueron los millones de seguidores de este abanderado del grunge y fenómeno fan a su pesar quienes más sintieron su repentina muerte. Los porches de la ciudad natal del cantante, cuyos clubes underground le vieron alcanzar el estrellato junto a su grupo Nirvana, se llenaron de velas encendidas en señal de duelo por la desaparición de unos de sus más ilustres habitantes.

Hoy, casi dos décadas después de su muerte, la figura de Cobain –al igual que sucediera con mitos que también dejaron en la flor de la vida este mundo, como Elvis Presley y Marilyn Monroe– sigue siendo venerada en todas partes del mundo. Sus canciones (“Smells Like Teen Spirit”, “Come As You Are”, “Lithium”…), que no han perdido ni un ápice de vigencia, también siguen estando de plena actualidad gracias a los recopilatorios –hace poco se reeditó su más exitoso álbum, ‘Nevermind’– y su rostro decora las camisetas y pósters de las nuevas generaciones. Mientras nos quede su música, el incomprendido Kurt Cobain seguirá muy vivo entre nosotros.

Más información – Courtney Love quiere vender el legado de Nirvana


Escribe un comentario