¿Cómo se producen los tsunamis?

La película 'Lo imposible' representó fielmente este fenómeno

La palabra “tsunami” proviene del japonés y significa “ola de puerto”. Estos fenómenos normalmente están causados por erupciones volcánicas y terremotos. Aunque es menos habitual, también pueden producirse a causa del impacto de un meteorito o un gran corrimiento de tierra hacia el agua.

La zona del planeta conocida como el ”Anillo de Fuego del Pacífico es la más propensa a padecer tsunamis debido a la gran cantidad de erupciones volcánicas y terremotos que se registran cada año en todos los países que la forman.

¿Cómo se producen los tsunamis?

Los tsunamis son provocados por el desplazamiento repentino de enormes cantidades de agua. La mayoría ocurren como resultado de un terremoto submarino. Si el terremoto es lo suficientemente potente, el movimiento repentino del fondo del océano en el límite de una placa tectónica puede hacer que el agua por encima surja hacia arriba y luego caiga de nuevo. A continuación, la energía creada se propaga bajo la superficie del agua y forma la serie de ondas, conocida como tren de ondas, de un tsunami.

Océano adentro, una ola de tsunami sólo mide unos 50 centímetros, pero pueden alcanzar unos 100 kilómetros de largo y viajar a más de 800 kilómetros por hora. Cuando la ola llega aguas menos profundas, cerca de la costa, el agua de la parte inferior de la ola se ralentiza, pero la de la parte superior sigue moviéndose a gran velocidad. Esto puede provocar que la ola aumente rápidamente su tamaño, a veces hasta alcanzar los 30 metros de altura.

Los tsunamis se estrellan contra la costa e inundan la tierra, pudiendo llegar hasta a 1.000 metros de distancia hacia el interior. En su camino, el agua tiene la suficiente fuerza como para derribar casas y árboles a su paso.


Escribe un comentario